Uno de los lugares que hay que cuidar más para evitar una mala higiene es el baño. El problema central es que en este espacio se concentra la humedad, por lo que nuestra cancelería suele llenarse de suciedad e incluso de moho.

Si no quieres usar el sin fin de productos químicos que ofertan en los almacenes, por considerarlos tóxicos para tu familia, puedes recurrir a recetas caseras para limpiar tus canceles de baño, sin preocuparte por afectar tu salud:

La primera receta consiste en mezclar una parte de agua y otra de vinagre, de preferencia blanco, en un atomizador. Puedes echar directamente la mezcla en los canceles, o bien, puedes hacer uso de un trapo. Verás como la suciedad se va muy fácilmente.

Cuando las manchas o el moho en la cancelería son muy profundas, lo que puedes hacer es mezclar tres cucharadas de bicarbonato de sodio en un litro de agua y agregar un chorrito de agua oxigenada a la mezcla. Revuelve muy bien y, con la ayuda de un trapo, limpia los canceles.

Si no estás contento con el resultado llama a Vidriería Cetys y aprovecha nuestros servicios profesionales para el mantenimiento de canceles, te garantizamos que te sorprenderás...